sábado, 14 de octubre de 2017

INDICE DE LEYENDAS Y AVISO DE NUEVA LEYENDA INCLUIDA

NUEVO ARTÍCULO INCLUIDO:
-ESPAÑA Y SU SIGNIFICADO (EL PODER DE LAS LEYENDAS Y LAS LEYENDAS DEL PODER)
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
 http://leyendas-de-la-mota-del-marques.blogspot.com.es/2017/10/espana-y-su-significado-el-poder-de-las.html
.
ÍNDICE DE LEYENDAS DE LA MOTA DEL MARQUÉS

-CAPÍTULO I: EL CABALLERO DE SUABIA
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-CAPITULO II: DON JUAN DE AUSTRIA EN MOTA Y SU VISIÓN DEL EMPERADOR.
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-Capítulo III: San Francisco de Borja en el Castillo de Mota del Marqués (Parte primera: LA LIBERACIÓN DE CESAR BORJA Y SU TUMBA SECRETA)
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-Capítulo III: San Francisco de Borja en el Castillo de Mota del Marqués (Parte segunda: LA ENFERMEDAD DEL SANTO Y SU CURACIÓN GRACIAS A UN "CUERNO DE RINOCERONTE" HABIDO EN MOTA)
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-Capítulo IV: FRAY CALDERO Y EL LICOR DE CAFÉ
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-Capítulo V: EL ÚLTIMO VIAJE DE DON JUAN DE AUSTRIA (parte primera).
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-Capítulo VI: EL ÚLTIMO VIAJE DE DON JUAN DE AUSTRIA (parte segunda).
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-Capítulo VII: JUAN DE AUSTRIA Y EL HEREDERO AL TRONO DE FELIPE II
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-Capítulo VIII. LA MUERTE DE DON JUAN DE AUSTRIA
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-Capítulo IX: EL REGRESO DE DON JUAN DE AUSTRIA
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-Capítulo X: CONJURA Y VENGANZA POR DON JUAN DE AUSTRIA (parte primera)
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-Capítulo X: CONJURA Y VENGANZA POR DON JUAN DE AUSTRIA (parte segunda)
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-CAPÍTULO X (parte tercera): CONJURA Y VENGANZA POR DON JUAN DE AUSTRIA
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-CAPÍTULO X (parte cuarta): CONJURA Y VENGANZA POR DON JUAN DE AUSTRIA
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-CAPÍTULO X (parte quinta): CONJURA Y VENGANZA POR DON JUAN DE AUSTRIA
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-Historia del Marqués de Almeida (quien fuera Felipe Juan Roboredo Madeira, Alburquerque de Almeida, héroe en la Guerra de la Independencia)
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-ISABEL CLARA EUGENIA Y LAS ÁGUEDAS, EN LA MOTA DE MARQUÉS.
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-La leyenda del chorizo y del pimentón Jeromín.
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-Del modo en que Nuestra Señora de Castellanos inspiró uno de los palacios más bellos del islam.
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
.
-LAS SIETE DONCELLAS DE SANTIBÁÑEZ (de cómo ganaron la batalla de Simancas, los caballeros de Mota del Marqués).
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
-LA FUNDACIÓN DE SANTIBAÑEZ DE MOTA (el origen de Mota del Marqués)
PARA LLEGAR A ELLA PULSAR EL ENLACE:
---------------------
ADEMÁS:
Para celebrar que este blog ha superado los veintinueve mil lectores (más de 29.000 lecturas), aprovechamos incluir mi música para quienes quieran escucharla.
En primer lugar podremos oir PLÉYADES, sexto movimiento de los doce que tiene mi ballet TARTESSOS, compuesto y terminado cuanto estaba en La Mili en Sevilla, en 1982 (grabación en semidirecto en Japón 1991). PULSAR SOBRE:
.
Tras ello invito a mis lectores a oir, la primera parte de MAEBASHI (LUZ); una de mis últimas obras. Suite de guitarra que también consta de doce movimientos, compuesta entre 2010 y 2011, dedicada a la ciudad en la que vivo (en Japón). En grabación semidirecta en Japón, pueden escuchar las tres piezas de la primera parte: LUZ (Atardecer, Amanecer y Luz de Maebashi).
PULSAR SOBRE SUS ENLACES:

martes, 10 de octubre de 2017

ESPAÑA Y SU SIGNIFICADO (EL PODER DE LAS LEYENDAS Y LAS LEYENDAS DEL PODER)


IMÁGENES, AL LADO Y ABAJO: Junto y bajo este párrafo; dos fotografías del atardecer en Mota del Marques. Al fondo de ellas, su castillo en ruinas; cuyo lamentable estado actuó como fuente de inspiración de este blog intitulado LEYENDAS DE LA MOTA DEL MARQUÉS. Unas leyendas que comencé a escribir al celebrarse un concurso en el Norte de Castilla, donde se invitaba a elegir los monumentos y obras artísticas más bellas de esta Comunidad. Así fue como los habitantes de Mota del Marqués, viendo el estado en que se encontraban las paredes de la fortaleza que corona su pueblo; comenzaron a votar a favor de esta torre -todos a una-, con el fin de dar a conocer su castillo y el peligro de ruina inminente que sufría. 

.

A) ORIGEN DE LOS RELATOS SOBRE MOTA DEL MARQUÉS:
.
Como decíamos junto a las imágenes anteriores, hace unos siete años comencé a escribir estas narraciones de Mota. El motivo que originó el blog y sus “leyendas” fue un concurso que celebró a comienzos de 2011 El Norte de Castilla. Premios denominados “JOYAS DE CASTILLA Y LEÓN” (1) ; donde el diario vallisoletano facilitaba a quienes lo desearan, votar -vía internet- sus obras artísticas preferidas. La iniciativa pretendió “sacar a la luz el patrimonio menos conocido pero tremendamente valioso de la comunidad”. Para lo que convocaron el referido concurso en el que: “diversos municipios de la región han propuesto sus monumentos, paisajes y tesoros artísticos como candidatos, y el público los ha votado a través de internet” -SIC ver cita (1) -. En este, se incluyeron propuestas sobre piezas de museos, de iglesias y retablos, tanto como edificios singulares y castillos. Con la misión no solo de elegir las obras artísticas más importantes, sino para darlas a conocer (tal como el periódico expuso en las frases antes recogidas).
.
Durante la primera fase de elección, los habitantes de Mota insistieron en la candidatura de los restos del castillo teutón, sito sobre su colina. Aún a sabiendas que nunca podría ganar y con la única intención de dar a conocer su imperiosa necesidad de consolidarlo (ya que amenazaba ruina). Así fuimos votando todos por él repetidamente; y aunque yo me encontraba en aquel momento en Japón, pude hacerlo a través de la Red, en la página digital de El Norte de Castilla. Las bases de la convocatoria permitían repetir las votaciones; facilitando incluso un texto en el que podía escribirse un largo comentario. Fue así como cada vez que entraba en la web del concurso (para apoyar nuestra candidatura); se me ocurrió incluir unos pequeños párrafos, con narraciones históricas imaginadas acerca de la antigua fortaleza de Mota y firmarlas como “Salvador del Castillo”.
.
Siendo ese el modo en que nacieron estas leyendas; originadas desde aquellas notas que incluí signadas con el seudónimo antes referido. Escritas primero en la página del Norte de Castilla, mientras apoyaba la elección de la torre de Mota, con el fin de dar a conocer el mal estado en que se encontraba -y en el que aún se halla-. Pocos meses más tarde, cuando regresé de Japón y mientras veraneaba en esta población vallisoletana; decidí continuarlas creando narraciones nuevas (pero similares a las que en febrero había redactado, firmándolas como Salvador del Castillo). Para escribirlas, el criterio que seguí fue siempre intentar recopilar una serie de datos históricos reales -documentados- y sobre aquellos, redactar un argumento imaginado. Situando en muchas ocasiones personajes históricos que supuestamente habían vivido o transitado por Mota; llegando a mezclar aquellas figuras del pasado, con personas que habitan y conviven aún en el pueblo. Todo lo que confería un carácter de veracidad histórica a los relatos; aunque dejaba la posibilidad de reconocerse en estas escenas fantásticas, a muchos de quienes viven en Mota del Marqués.
.





IMÁGENES; SOBRE, JUNTO Y BAJO ESTE PÁRRAFO: Tres fotos de Mota del Marqués. En ellas podemos ver el pueblo; coronado con la torre teutona y rodeado de importantes ermitas e iglesias.
.
.
B) EL PODER DE LAS LEYENDAS:
.
Como veníamos relatando, el concurso del periódico vallisoletano dio origen a esta página; donde he redactado decenas de leyendas. Todas ellas imaginadas por mí, aunque con una base histórica sólida y documentada -tanta como he podido lograr recopilar-. Generando escenas fantasiosas a través de personajes y hechos verdaderos; por lo cual no sería extraño considerar que cuanto en ellas he escrito, en muchos casos hubiera podido suceder. Siendo fácil pensar, que aquellos relatos pudieran haber ocurrido -en Mota o en sus cercanías-; algunas de estas leyendas han pasado por hechos reales. De tal modo que he llegado a recibir comunicaciones de historiadores o cronistas, quienes afirmaban haber leído una misma historia, pero con distinta procedencia. Una diferente versión y sobre la que además afirmaban, que tenían mejor documentación que yo... . Provocando una situación un tanto difícil, ante la que me veía en la obligación de explicarles la falta de sentido en de cuanto me escribían; pues se estaban refiriendo a algo que yo me había inventado. Siendo las leyendas de la Mota, el fruto de mi fantasía; donde incluso se mencionan personas que actualmente viven en la zona. Sin posibilidad alguna de que hubiera otras versiones o fuentes, y menos con siglos de antigüedad; pues los hechos relatados eran solo imaginados... .
.
La anterior situación ha llevado a que diversas personas se sintieran defraudadas; algo que no puedo llegar a entender, pues claramente el título suscribe “Leyendas” de la Mota del Marqués (nunca “historia”, ni menos aún “crónicas históricas”). Una extraña sensación de “fraude” que se acrecentó cuando las narraciones fueron tomando cierta fama o relevancia. Todo lo que en gran parte se consiguió gracias a la colaboración de la Asociación Cultural AREPA (MOTA XXI). Quienes con enorme generosidad las compartieron; teniendo además la deferencia de realizar lecturas de ellas. Dándolas así a conocer y promocionándolas en el pueblo. Ello, unido a los más de treinta mil lectores que las han consultado en esta página virtual, motivó que las conozcan muchas personas. Aunque particularmente son los ajenos a Mota, quienes tienden a enfadarse al enterarse de que son historias imaginadas; sin comprender claramente que en ellas se incluyen relatos y hechos antiguos, junto a personas y sucedidos actuales (como suele suceder en otras muchas leyendas).
.
Consecuentemente y como ya dijimos, hubo quienes me han discutido cuanto he escrito; afirmando que lo que refiero era verdad, pero que estaba mal recogido por mí. Obligándome a explicarles que se trataba de narraciones fantásticas; donde yo había mezclado sucesos y figuras reales, pero en escenas imaginadas. Molestándose mucho cuando les demostraba que cuanto ellos consideraron fidedigno, tan solo procedía de mi redacción. Llegando a ofenderse más algunos que afirmaban tener grandes conocimientos de Historia, dominando cuanto sucedió en la zona de los Torozos. Quienes han llegado a porfiar sobre la veracidad de estas leyendas, apoyándose precisamente en la documentación histórica que yo fui utilizando y recopilando, para crear las narraciones de apariencia histórica. A todos ellos pido perdón; aunque no sé muy bien el mal que he podido cometer, habida cuenta que el título de estas historias es el de “leyendas”... .
.

AL LADO: Fotografía del muro del Palacio de los Ulloa (actualmente convento de Mater Salvatoris). En este punto y donde vemos una lápida con la cruz, marqué el lugar donde supuestamente San Francisco de Borja se había desvanecido -siendo luego curado, con un falso cuerno de rinoceronte-. Hace no mucho se me acercó una persona ajena al pueblo y quiso enseñarme aquella cruz; para mostrarme el sitio donde había sido recogido el santo. Creí que me conocía y que sabía que era yo quien redactaba estas leyendas; por ello le comenté que me había divertido mucho escribiendo esta narración, donde el juego de la “Sana” era el cuerno de rino con el que curaban a San Francisco. Se enfadó y no me quiso creer; marchándose del pueblo con mal gesto y diciendo que San Francisco de Borja había venido muchas veces a Mota. Entonces comencé a pensar si yo habría hecho algo mal al escribir estas leyendas... . Evidentemente creo que no; pues incluso comencé a redactarlas para ayudar a la consolidación del castillo. Aunque de todo ello me ha enseñado que muchos prefieren vivir en una fantasía que les eleve la autoestima, antes que conocer la verdad (negándose a admitir una realidad tan simple, como el de que una leyenda sea un hecho imaginado).
.
ABAJO: Asimismo, una persona de Mota (hace no mucho) me quiso enseñar el lugar donde estaba enterrado el corazón de Don Juan de Austria. Me vi obligado a comentarle que aquello era una simple leyenda, aunque me intentó demostrar que fue verdad -sin saber que lo había inventado yo-. Después de lo sucedido con el que venía a visitar la cruz de San Francisco, junto al jardín de los Ulloa; no me atreví a insistir mucho (sin comentarle que todo era fruto de mi imaginación; para no levantar “susceptibilidades”). En imagen, abajo; la ermita del Humilladero, donde situé el punto donde enterraron el corazón del hermano de Felipe II.
.
.
Lo antes referido me hizo reflexionar enormemente acerca de lo que el hombre desea soñar y de lo que en verdad quiere saber. Primero, por las circunstancias tan extrañas vividas y ya descritas; cuando historiadores o cronistas se dirigieron a mí, para comentar que conocían otra versión de alguna de mis leyendas (afirmando hasta que su fuente era más antigua y mejor a la que yo presentaba) . Viéndome obligado a demostrarles que aquello era imposible, pues todo nacía de mi imaginación; tras lo que pude observar cómo algunos de se sentían ofendidos, en vez de pedirme perdón por lo que habían hecho. Asimismo, muchas otras personas que han venido a hablarme sobre ello, se molestaron cuando les comenté que muy poco -o nada- tenían de real. Exceptuando la documentación y datos históricos en los que me había basado, para generar una trama con una apariencia totalmente verdadera. Por lo que nuevamente les pido perdón, aunque realmente no sé bien de qué debería excusarme... .
.
Todo ello y las reacciones observadas; me obligó a una reflexión interna, jamás pensada. Debido a que estas vivencias me han mostrado una parte de la naturaleza humana que yo desconocía. Un lado del corazón de las personas, donde entendí que gran parte de ellas prefieren una mentira bella, a una verdad argumentada. Dejándome ver que la realidad, parece, daña al hombre; y mostrándome que aunque el engaño les tranquiliza, se aferran a su mentira de tal modo, que son capaces de llegar al enfado. Prefiriendo el estado de inconsciencia o la anestesia que les proporciona el “sueño”; antes de comprender que cuanto se escribe en una leyenda no tiene por qué ser real. De ese modo, aunque creé estas narraciones sobre Mota para poder soñar con ellas; tristemente he visto que son cuasi tóxicas para quienes necesitan que sean verdaderas y no imaginadas... . Quedando defraudados al saber que son el producto de la fantasía (como todo mito); lo que me obliga a escribir estas palabras, para no llevar a nadie a confusión.
.
Esa experiencia vivida, en la que he observado el modo en que muchas personas se niegan a reconocer que lo narrado en este blog, son solo historias escritas por mí. Me ha servido para conocer el poder de las leyendas, y así mismo el del mito (que en muchos casos dio origen al dogma). Pues curiosamente quienes leen mis relatos se molestan tanto al saber que no son reales; que llegarían a negarme, antes de reconocer que se trata de historias inventadas. Es decir; que prefieren no saber siquiera quien las escribió y cual es su origen; para que así sean reales. Lo que me produce la extraña sensación de que quien sobra en todo ello soy yo mismo; pareciendo que el autor es un ser “incómodo en el relato”, tan solo por el hecho de reconocer el origen de lo escrito. Un ser “extraño” y que no debiera aparecer; aunque en verdad, si yo desapareciera de las leyendas, estas dejarían de existir (a menos que las siguiera alguien, imitándolas; aunque igualmente las tendría que continuar inventándolas...).
.
La extraña entelequia a la que me enfrento (al observar cómo mi existencia daña al lector), es la situación inversa a la que plantea Unamuno en su novela “Niebla”. Donde el protagonista del relato, pide al autor que no le haga desaparecer -que no termine el libro-. Un hecho que describe el genial filósofo, mostrando la situación del hombre frente a la muerte; el “existencialismo” más real. Simbolizando en el escritor, al mismo Dios y su capacidad para hacernos desaparecer de “escena”. Donde el significado de la agonía humana se signa en esta última parte de Niebla; en que el novelista decide que un personaje ha de dejar de existir -pese a que este le ruegue que “el libro" no acabe-. Un planteamiento que escribió Unamuno en un tiempo en que el “existencialismo” era una de las filosofías dominantes; donde se consideraba a Dios el “Todopoderoso”. Por lo que el escritor se identifica con la misma figura del Creador supremo.
.
Aunque hoy en día, la situación parece que ha cambiado tanto, que Dios no solo no existe, sino que siquiera es necesario. Por lo que quizás me ha sucedido cuanto he vivido con estas leyendas; cuando algunos se enteran de que tienen autor, y no lo quieren ni reconocer. Sintiendo hasta animadversión hacia mi autoría, solo por explicar que yo las he escrito. Siendo así, creo que vivimos en un proto-existencialismo o en un posmodernismo filosófico; donde Dios ya no es siquiera una opción a pensar. Reflejo de aquello es quizás la situación referida sobre las leyendas, muy diferente a la que presentaba Unamuno. Pues mientras en Niebla el personaje pedía al novelista que no acabase con él; en mi caso son algunos lectores los que quieren que yo no exista (o que niegue su autoría). Todo ello como el reflejo del posmodernismo espiritual; un movimiento contemporáneo que se basa precisamente en la negación del espíritu. Generando filosofías o religiones; deseando demostrar que ni la filosofía, ni la religión son necesarias. Hasta el punto de que para un posmodernista espiritual, el pensamiento religioso o filosófico ni debieran existir... .
.
.
AL LADO: En otra de nuestras leyendas hablábamos de que el chorizo fue inventado en Mota del Marqués. No hace mucho me encontré a una persona en Valladolid que me lo comentó y ya no quise discutir con él (menos aún descubrir que se trataba de una narración creada por mí). En imagen un tamizador de pimentón; la especia principal para crear el chorizo “moderno”; condimentado tras el descubrimiento de América y la importación a nuestras tierras del “Aji” (hecha por el mismo Cristóbal Colón).

.
.
.
.
.
.
.
ABAJO: En nuestra anterior leyenda presentábamos un poema fundacional, teóricamente muy antiguo; escrito imitando al castellano del bajo medievo. Algunos nos han pedido el original de estos versos; algo que no existe, pues evidentemente los redacté yo. En imagen, lápida fundacional de San Juan de Baños (del año 661) mandada erigir por el monarca godo Recesvinto.
.
.
C) LAS LEYENDAS DEL PODER:
.
Una vez visto el poder de las leyendas; observando en esos relatos que lo mejor que puede suceder, es que su autor desaparezca o no se conozca -para que no sean narraciones imaginadas...-. Llegué a entender cómo la Historia inventada y sin autoría, fue siempre utilizada en favor del poder o de las ideologías. Recreando sobre la verdad, falsedades añadidas; para de este modo lograr el fin que se desea (normalmente político). Un caso flagrante de estos, quizás el más llamativo, fue la llamada Leyenda Negra española. Que comenzó como un sentimiento anti-aragonés prodigado por los Italianos; cuando esos españoles dominaron gran parte de Italia. Llegando a su culmen en los días de los Papas Borja (de origen valenciano); a los que en Italia llamaban Borgia y de los que narraron verdaderas infamias -aunque esta familia no fue ni mejor ni peor, que las de otros papas o poderosos italianos de la época-. Más tarde, con la unificación de Aragón y Castilla (en España), el mismo sentimiento de rechazo se traslada a todo el territorio; naciendo en por entonces Alemania un verdadero odio hacia nuestro país, cuando Carlos V se enfrentó a los príncipes germanos y a Lutero (debido a lo que perdió la corona del Sacro Imperio). Posteriormente nacerá la Leyenda Negra religiosa, basada en la Inquisición o en la evangelización y conquista de Sudamérica. Para finalmente -desde tiempos de Felipe II y sus sucesores-, fraguarse otra historia negra sobre España, en Flandes y en Inglaterra; donde las narraciones fueron tan grotescas como falsas.
.
Acerca de la Leyenda Negra y sobre lo que en ella se narra, nada tenemos que discutir; puesto que cuanto recoge no es más que lo mismo que realizaron todos los demás países: Conquistar, obligar a seguir unas leyes o religión, aprovecharse de las gentes a la que dominaban e imponer sus normas. Es esto cuanto hicieron los italianos, los alemanes, los ingleses, los franceses o los flamencos; aunque es tan solo España quien tiene una Leyenda Negra. Potenciada, aprovechada y falsificada, posteriormente por el mundo anglosajón durante el siglo XIX; tan solo con el fin de debilitar nuestra civilización y cultura, para hacerse con gran parte del Imperio Español. Siendo la Leyenda Negra un caso tan evidente como mal intencionado de falsificación histórica, solo con fines políticos; donde se ha llegado a mostrar ante el mundo que los españoles eran verdaderos monstruos. Lo que repetidamente oiremos mencionar, acusando a nuestro país de haber acabado con poderes como el Azteca. Un imperio mesoamericano del que nadie narra que sacrificaba en sus templos al menos treinta mil personas al año; porque su religión exigía inmolar hasta niños y doncellas -pequeños que entregaban sus familias y que posteriormente llegaban a ser devorados en rituales sagrados-.
.
Pese a ello, podremos oír a infinidad de personas afirmando la brutalidad que supuso subyugar al reino de Moctezuma (tal como narra la Leyenda Negra). Todo ello expresado por unos mismos individuos que justificarán el modo en que actualmente la ONU -o los ejércitos occidentales-, se ven obligados a intervenir en países del Tercer Mundo; para imponer nuestro sistema o nuestros valores... . Aunque no podremos llegar a razonar con aquellos, que en el siglo XVI España hiciera lo mismo; para imponer su civilización, sus valores y su ética. Pues esta incomprensión se debe solo a la falsificación esperpéntica de la Historia; cuanto les hace denostar la colonización de Hispano-América (quinientos años atrás), mientras defienden la intervención actual de Occidente en lugares tercermundistas. Y es que la falsa historia (no las leyendas) originaron algunas de las mayores desgracias sucedidas en el Planeta. Entre las que podemos destacar el mito de la raza aria; donde se inculcó que era tanta la superioridad de la estirpe germana -alta, blanca, rubia y de ojos azules-, que tenían derecho a acabar con las demás. Una ideología que llevó al Holocausto y a la terrible Segunda Guerra Mundial; nacida del deber de expansión de las “razas superiores” frente a las inferiores. Todo ello basado en mitos y mentiras tan burdas como la afirmación de que los megalitos estaban elevados por los pueblos indoeuropeos (de los que procedían los “arios”). Aunque hace unas décadas, el carbono 14 pudo demostrar que el megalitismo se inicia sobre el 5000 a.C. y que concluye entorno al 1500 a.C.; mientras los indoarianos (celtas o germanos) aparecen en Centro Europa después del 1400 a.C.. Resultando tan imposible que los indoeuropeos (arios) levantasen aquellos megalitos de los que se vanagloriaban; como que los romanos hubieran creado las pirámides de Egipto... .
.
.
ARRIBA: Una de las ideologías políticas que más se ha promovido, ha sido el anti-españolismo. Sus teorías de adoctrinamiento se basan en ideólogos como el norteamericano Monroe; pretendiendo los anglosajones debilitar el mundo hispano para dividirlo y así dominar cuantos territorios nuestro país antaño lideraba. Estas ideas antiespañolas se han fomentado en América del Sur principalmente durante el siglo XIX, pero no tomaron gran fuerza hasta hace unos sesenta años. Momento en que muchos comenzaron a ser educados en el odio hacia lo que hasta entonces llamaban “la madre patria”. Sus falsedades, en gran parte nacen desde arqueólogos que manifiestan que los Incas o los Aztecas eran civilizaciones avanzadísimas, que los españoles destruyeron. Pese a ello, estos mismos arqueólgos ni siquiera mencionan que América estaba aún en la Edad de Piedra al llegar Cristóbal Colón. Tanto, que el siglo XV el Continente no conocía los metales trabajados al crisol; por lo que, aunque sus templos y construcciones pudieran ser muy bellas, su estado cívico sería semejante al de la Europa anterior al 2500 a.C.. Donde igualmente había enormes y preciosos megalitos (dólmenes, menhires o cromlechs) orientados perfectamente a los astros; aunque desconocían el cobre y menos el bronce -debiendo pensarse que las sociedades megalíticas eran muy precarias y crueles; al igual que las precolombinas-. Debido a este anti-españolismo difundido por Hispanoamérica, las fechas cercanas al 12 de octubre en Facebook se hacen insoportables. Proliferando mensajes de personas que repiten como papagayos las supuestas maldades de los españoles en aquel Continente. Hace un par de años; harto ya de leer bobadas, puse este cartel para que cesaran de comentar falsedades. Explicando que los españoles somos tan malos, que no solo hacemos corridas de toros, sino que hasta ponemos pollo en el sandwich vegetal.
.
IMAGEN, ABAJO: En primavera de 1982 (cuando estaba en tercer curso de carrera y a punto de entrar en la Mili) publiqué en el diario Informaciones de Madrid el artículo que bajo estos párrafos recojo. Se titulaba “Qué significa España”. En él defendía que la voz España y la palabra Iberia eran términos análogos. Significando ambos “Occidente”, o “el atardecer”. Naciendo el vocablo “IBERIA” desde radicales indoeuropeos cercanos al griego “Hesperia”; palabra helena cuya traducción es “atardecer”, “occidente”. Por su parte, “ESPAÑA” procedería desde voces semitas y más concretamente desde fenicias, cercanas a “Sevari”; de donde surgiría “sefardí” que como sabemos, en hebreo se traduce por Occidente. Desde esta voz “Sevari” se llegaría a Spali (fundada por los fenicios) y de allí a Hispalis e Hispania.
.
Consecuentemente, el artículo defendía que España e Iberia eran términos casi análogos y que definían a la Península, como una ínsula unida y situada en el remoto Oeste -al final del Mediterráneo-. De ello que estos dos nombres (Iberia y España) fueran antiquísimos, como lo es nuestro país. Que en época romana ya se llamaba Hispania, al igual que se denominaba durante el reino Godo; todo lo que hizo que en 1492 se uniera la Península Ibérica de nuevo y bajo el antiguo nombre de España. Este artículo mío publicado en una época en que el patriotismo era confundido con nacionalismo de la peor calaña, fue bastante criticado. Debido a ello creo que no me publicaron nada más durante decenios. Al menos hasta veinticinco años después no pude volver a ver editado nada de cuanto escribí; seguramente al haber sido catalogado de individuo “sospechoso”, en una Sociedad como la de los años ochenta, que solo promovía ideologías “plurinacionales” (nunca españolistas). Hasta tal punto se vivía esta situación, que el mismo Presidente Suárez hablaba de España refiriéndose a ella como “el Estado español”, “nuestra nación” o “nuestro país”; siendo casi vetado el verdadero nombre, tanto como promover orgullo patrio.
.
.
D) LAS LEYENDAS Y EL PODER:
.
Llegamos a este penúltimo epígrafe donde veremos el modo en que los dirigentes se han servido de las leyendas y de las falsificaciones históricas, para mover los sentimientos de sus súbditos. Lo que sucede debido al carácter humano; pues por mucho que nos digan del hombre que es un “animal racional”, la verdad es que se trata de un “ser emocional”. Y aún siendo discutible si es o no un “animal”; a mi juicio es una evidencia cierta que las personas se mueven principalmente por emociones y que son seres primariamente “sentimentales” o “impulsivos” -pocas veces racionales-. Cuanto escribo se demuestra con hechos como el fútbol y con las aficiones e ilusiones deportivas; en ocasiones tan peligrosas y tan costosas como las del alpinista -quienes gastan cuanto ganan y tienen, tan solo para subir a una cumbre (jugándose la vida en ocasiones)-.
.
Conociendo los poderosos que el hombre es un “animal plenamente emocional”, han utilizado a lo largo de la Historia un método tan eficaz como letal para mover sus sentimientos. Un sistema infalible, que consiste en falsificar la Historia o el pasado, para acomodarla a cuanto desea promover. No me refiero en este caso a crear leyendas partiendo desde hechos reales, sino a todo lo contrario; inventarse el pasado incluyendo lo que nunca ha sucedido. Todo lo que es verdaderamente peligroso, pues estos fraudes históricos llegan hasta la difamación, la calumnia y la injuria; narrando de una forma tergiversada lo acontecido. Siendo la peor mentira aquella que cambia los hechos reales, para lograr con esa transformación acusar o imputar a alguien, lo que jamás ha cometido -sea un país, grupo, persona o Sociedad-.
.
Además de las falsificaciones con hechos no acontecidos, existe otro tipo de manipulaciones históricas que modifican la realidad histórica y promueven el victimismo. Una ideología que ha sido muy inculcada contra nuestra cultura, en un continuo intento por demostrar que los españoles destruyeron grandes civilizaciones al llegar a América (cometiendo todo tipo de excesos). Ello, sin razonar en qué condiciones llegaron y fueron los colonizadores desde nuestras tierras -hace quinientos años-; ni menos comprender lo que allí encontraron... . Pero sobre todo, olvidando cuánto aportaron de civismo y civilización en el “Nuevo Continente”. Sin comprender quienes narran esta historia de horrores y conquistas españolas; que los hispano-américanos de hoy son los descendientes de quienes fueron a América hace cientos de años. Porque la gran mayoría de los que habitan el Sur de ese Continente; tienen nuestros rasgos, costumbres y hasta los apellidos; excluyéndose tan solo los habitantes que no desearon mezclarse, ni convivir con españoles -por cuanto fuera- .
.
Existiendo aún en Sudamérica multitud de etnias autóctonas y millones de personas que conservan su raza y lengua precolombinas. Algo que no sucede en el Norte; donde los estadounidenses eliminaron casi todo rastro de piel roja. En una conquista del Oeste llevada a cabo apenas hace ciento cincuenta años; de la que se vanaglorian tanto como para haber filmado miles de películas con batallas entre los indios y el ejército Federal. Pese a ello, el mundo anglosajón prodiga que los verdaderamente malvados fueron esos españoles que en el siglo XVI hicieron cuanto pudieron por civilizar un Continente que por entonces se encontraba en la Edad de Piedra. Difamando de genocida a nuestro país; sin comprender siquiera que la alta mortandad de habitantes autóctonos amerindios se debió a las enfermedades que llegaron desde Europa y contra las que carecían de anticuerpos (en especial el sarampión, la escarlatina, la tosferina o las gripes).
.
.
ARRIBA: Un dibujo mío de la estatua de El Cid en Burgos. Este personaje es un claro ejemplo de cuanto hablamos; cuya leyenda se forjó probablemente por los reyes taifas para desacreditar a los de Castilla y León. Consecuentemente, nos han enseñado una historia de Rodrigo Díaz de Vivar absolutamente imaginada y originada desde el Cantar del Mio Cid (que en árabe significa “mi señor”). Leyenda que describe a su rey -Alfonso VI- como un tirano, que quizás mató a su hermano y al que este infanzón hizo jurar no haber participado en el posible fratricidio. Aunque en verdad Alfonso VI fue un rey magnífico, inteligente y prudente; cuyas conquistas se realizaban con enorme cuidado, procurando no provocar el caos ni el odio en los lugares que se adhería. Muy por el contrario, El Cid dice su verdadera historia que era un duro guerrero, cargado de ambiciones (de origen humilde y que logró casar a sus descendientes con la familia real). Su desobediencia y su férreo comportamiento en batalla le costó por dos veces el destierro; cuando Alfonso VI decidió expulsarle, cansado de los abusos que cometía. Exiliado por no obedecer las órdenes que obligaban a Rodrigo Díaz ser más prudente en las conquistas. Cuando marchó del territorio castellano, ofreció sus servicios a otros reyes y al califa de Zaragoza; poniéndose a las órdenes de los árabes -a los que gana más batallas de las que había logrado vencer con los cristianos-. Prácticamente en rebeldía y deseando crear un reino propio, murió en Valencia; siendo señor de aquellas tierras levantinas que había conquistado para él y los suyos. Como podemos ver, la verdadera historia de El Cid nada tiene que ver con cuanto nos han enseñado acerca de este infanzón; cuya leyenda es un claro ejemplo de falsificación histórica con la intención de desacreditar a los reyes de Castilla.
.
.

AL LADO: Un dibujo mío de la estatua de Cristóbal Colón, en Barcelona. El revisionismo histórico y sus fraudes ha llegado a proponer quitar este monumento y sustituirlo por otro dedicado a un rey precolombino. Debido a ello, pinté al descubridor con ese extraño gesto en su mano -que no señala precisamente a América...-. Este personaje es otro caso flagrante de falsificación histórica; sobre el que se ha dicho de todo. Llegando a escribirse que antes de Colón, la Humanidad creía que la Tierra era plana. Un idea absurda, pues ya en el siglo VI a.C. la escuela filosófica de Samos manifestaba que nuestro planeta giraba alrededor del Sol, llegando a saber hasta la medida aproximada del Globo -que Tolomeo situó fijo y en el centro del Universo; pero siempre con forma redonda-. Otra de las falsedades versa entorno al origen de Colón; quien de haber sido Genovés no tendría a sus hermanos enterrados en España y hubiera huido hasta aquella tierra italiana, después de que le encarcelasen (en vez de vivir en Valladolid, tal como lo hizo después de pasar por prisión). Finalmente, son falsos también los hechos que se narran acerca del modo en que se promovieron los viajes de Colón y la ruta que él abrió, pero que no descubrió (puesto que el almirante nunca supo que había llegado a América, creyendo que arribó a Asia). Actualmente hay tanta animadversión hacia el mundo español y al Descubrimiento, que se están eliminando o dañando las estatuas de Colón. Con una actitud -a mi juicio- semejante a la que tuvieron los pueblos bárbaros y los que sucedieron al imperio romano, cuando destrozaban las esculturas y edificios latinos; en pro y en defensa de sus nuevas "ideas". Un tipo de actos xenófobos que por fortuna en España no han proliferado del todo. Pues en nuestras tierras aún conservamos monumentos, rasgos, costumbres y arte, de cuantos nos colonizaron. Estando orgullosos de los fenicios, griegos y romanos; tanto como de los godos o los árabes. Quienes llegaron hasta nuestras tierras o nos invadieron; aportando su cultura, su civilización y su civismo.
.
IMAGEN, ABAJO: Capilla mausoleo de los Maldonado, en la Catedral Vieja de Salamanca (agradecemos a esta institución nos permita divulgar nuestra imagen). Juan Bravo, Padilla y Maldonado son los símbolos de Castilla y León; Comunidad que ha marcado su fecha conmemorativa en la efemérides de la decapitación de estos tres magníficos caballeros (el 23 de abril de 1521). Pese a todo, no parece del todo normal marcar una celebración tan importante precisamente el día de una derrota; festejando algo tan duro como la degollación de tres de sus más grandes soldados. Un hecho que quizás denote una "idea" no muy adecuada por parte de quienes eligieron esta fecha; pareciendo mantener una postura en contra de la Corona o de la Nación española. Ya que Castilla y León tiene enormes gestas y gran cantidad de efemérides para celebrar (entre ellas la victoria frente a Abderramán III en Simancas, el 4 de agosto del 939). Por lo demás y sin menospreciar la figura de Los Comuneros (que es impecable), no parece muy adecuado rememorar una autonomía con esa triste sedición fruto de un error de juventud de Carlos V. Una sublevación sobre la que hemos de pensar qué hubiera sido de Castilla, si la revuelta hubiera triunfado. Ya que ni España habría seguido existiendo; pues su gran base militar (vallisoletana) se habría enfrentado de continuo al resto de la nación. Provocando luchas fratricidas que la hubieran desangrado, impidiendo siquiera las primeras conquistas de América.
.
.
E) EL PODER DE LA RAZÓN Y LAS RAZONES DEL PODER:
.
Como decíamos en los párrafos explicativos de las imágenes, las falsificaciones históricas han sido tan comunes como continuadas, a través de los siglos. Un caso llamativo de ellas se producía en Egipto, donde los faraones o personajes que caían en desgracia eran borrados de efigie, nombre y hechos; que se tachaban en todo monumento del Nilo (existiendo especialistas en buscar las inscripciones talladas o las esculturas, para destruirlas). Aunque modernamente esos fraudes consisten de unos hechos tergiversados que se describen con mala fe y con el fin perjudicar a terceros; habiendo generado enormes problemas sociales. Creando en multitud de casos odio entre culturas y países distintos, pero también entre los individuos de la misma Nación y Sociedad. Animadversión provocada por la mala intención de quienes así difunden las historias falsificadas -que nada tiene que ver con leyendas-; pero también por la falta de criterio entre quienes eligen los modelos históricos a seguir o ensalzar.
.
Este último caso es menos común y en ocasiones puede deberse a la falta de oportunidad -o de inteligencia- de quienes dirigen las riendas de la política. Debido a que no consiste en un engaño, ni en una mala fe -propiamente-; sino simplemente en narrar los hechos fuera de contexto, sin tener en cuenta la verdad del pasado y sin un juicio claro acerca de la Historia. Un ejemplo de ello es -a mi entender- la elección de Los Comuneros como patronos de Castilla y León. Tres guerreros a los que guardo enorme respeto, pero que no parecen unos “preceptores” muy adecuados como símbolo de una Comunidad autónoma, en plena democracia. Ya que como dijimos, esta región ha tenido enormes gestas; sufriendo quizás tan solo una gran humillación, con esa derrota que precisamente celebran como su “día”. Rememorado unos hechos que no resultan del todo adecuados como modelo de concordia democrática; ya que difunde un mensaje de enfrentamiento justo y justificado contra la Corona y la Nación -tal como fue la revuelta de Padilla, Bravo y Maldonado-. Recordando un enorme error del joven rey Carlos, que quitó del trono a su madre y decapitó a estos tres caballeros; cuando tenía apenas veintiún años y ni siquiera sabía hablar casi el castellano.
.
La elección de Los Comuneros como “patronos” de Castilla y León, a mi juicio dice mucho acerca de la filosofía -o la poca visión de futuro- con la que algunos construyeron la “España de las Autonomías” (en los años setenta). Creando una nación semifederal, en la que en ocasiones aparece la sombra de un Estado opresor, o la de un rey malvado, que subyuga a las regiones -que han pretendido ser libres-. Algo que podemos ver en otra fiesta semejante como es la Diada, que recuerda la derrota de Cataluña (un 11 de septiembre de 1914; frente al primer monarca Borbón que rinde una Barcelona asediada, para aplicar poco después el Decreto de Nueva Planta). Si reflexionamos acerca de estas dos festividades, observaremos que no son como las del resto de las Comunidades autónomas. Ya que en su mayoría celebran la fecha de publicación de su Estatuto -en el BOE-, o bien la virgen de su Región (como Asturias y Extremadura) y en otros casos una victoria o el final de una guerra (lo  que sucede en Valencia y en el día de los vascos).
.
En Castilla y León (donde recuerdan a Los Comuneros) el sentimiento de opresión frente a Madrid y la corona es insignificante. Pese a ello, esta efemérides en verdad daña -levemente- la imagen de España; pues no deja de rememorar la terrible injusticia que Carlos V cometió. Pero en Cataluña la Diada es ideológicamente fulminante; sobre todo cuando el anti-españolismo se ha expandido, utilizando todos los medios posibles para su difusión. Usando numerosas “deformaciones” históricas para acrecentar la enemistad hacia los españoles; fomentada con la exageración de los errores que nuestra nación cometió (como todas hicieron). Hechos que el independentismo ha aprovechado, para revisar y recrear unas nuevas visiones del pasado -en muchos casos completamente falsas-, con las que se ha difundido animadversión contra España (especialmente frente a Madrid). Todo lo que ha llegado a crear uno de los mayores problemas que nuestro país ha conocido en los últimos cuarenta años; crisis que no llega a solucionarse en los días que vivimos. Ello, en gran parte por una visión histórica completamente “retocada” con la que han logrado mover los sentimientos de los más jóvenes; sin atender a razones de Estado alguna (ni siquiera en favor suyo). Puesto que la secesión no beneficiaría a Cataluña nunca; ni en el hipotético caso de que fuese verdad que estuviera ocupada o subyugada por España. Ya que como todos sabemos; de separarse como un nuevo Estado, sería una Nación ajena a Europa, fuera del mercado español y del europeo... . Por lo demás, a quienes vivimos de exportar productos españoles y tenemos proveedores catalanes; esta situación creada (absolutamente innecesaria) nos perjudica totalmente.
.
IMAGEN, ABAJO: Un dibujo mío del Palau de Bacelona, al que he añadido un chiste, para salpicar con un poco de humor los hechos tan graves que vivimos. En estas viñetas que normalmente subo a Faceebok suelo escribir un comentario, que en este caso refería la actitud del nuevo Presidente de la Generalitat; diciendo: Cambios en la filosofía catalana: El famoso axioma repetido por Xenius D'Ors "LA PELA ES LA PELA"; finalmente se transforma en "algo parecido", habida cuenta la situación … .
.
.
Por todo lo antes expuesto, invito al lector a reflexionar; para que pensemos en los posibles errores que se cometieron al crear las Autonomías. Cuando con enorme alegría se permitía fomentar el separatismo, tanto como para elegir “patronos” autonómicos a Los Comuneros o fijar la fecha de la derrota catalana en 1714 como Diada; dañando así gravemente la imagen del Estado. Perjudicando a una nación democrática, por entonces recién nacida; que nada tenía ya que ver con la España de Carlos V, ni con la de Felipe V. Pero en aquellos alegres días nada de lo que hoy sucede podía imaginarse. Aunque yo intuí que la dirección de España no iba del todo bien encaminada, al observar como fui vetado en todo círculo intelectual cuando escribí ese artículo titulado “Qué significa España”. Donde mantenía que nuestra Nación era una de las más antiguas del Mundo y que conservaba el mismo nombre con el que ya se conocía en tiempos de Roma y de los godos (guardando casi unas mismas fronteras). Un pequeño ensayo sobre etimología tras el que fui considerado un conservador de Derechas -simplemente por escribir aquello-; sin que nadie me publicase una sola linea, hasta casi tres décadas después (en que una fundación vallisoletana volvió a hacerlo). Aunque desde que aquella fundación editó algunos de mis trabajos -en 2007-, volví a animarme y a redactar ensayos o estudios (muchos); por lo que hace unos años -gracias a internet- ya difundo cuanto escribo. Esperemos que de una igual manera, la Red logre liberar las mentes y arreglar este terrible problema que hoy vivimos en España. Además, aprovecho este foro para expresar la situación que vivimos quienes nos dedicamos al comercio de productos españoles; cuya imagen se está dañando severamente por cuanto sucede en Cataluña.
.
IMAGEN, ABAJO: Terminaremos con otra nota de humor, pese a que la situación sea tremendamente preocupante (se trata de un dibujo mío de Dalí, refiriendo lo sucedido con aquella vidente que decía ser hija suya). Tal como expuse, desde que escribí este artículo sobre el origen del nombre de España, me consideraron una persona de derechas (solo por expresar que nuestro país y su nombre, era uno de los más antiguos del Mundo). En los años ochenta nadie me dio un lugar en el mundo intelectual (dominado por ideologías de izquierda) y me trataban como si fuera un “raro”; por afirmar que España fue una de las naciones primeras de Europa. Debido a ello, solo conseguí publicar un par de artículos por entonces y después nadie volvió a editar cuanto escribí. Incluso copiaron y publicaron la tesis que preparaba en 1984 (desarrollada por entonces como un paper) y que me encontré convertida un libro, firmado por otra persona... . Quizás por similares motivos no he tenido ningún suceso como músico; para lo que igualmente se necesitaba en los años ochenta ser "progresista reaccionario", o bien un radical posmoderno, o un antiespañol. Todo ello me ha obligado a dedicarme a vender artesanía, aceite de oliva y a organizar exportaciones al Japón. Una profesión que me ha convertido en una persona feliz y sin complejos; pudiendo ser un comerciante. Lo que llena de tranquilidad el espíritu, sabiendo que cuanto hago es de gran utilidad. Aunque de nuevo nos vemos perjudicados por quienes dedican a la política para generar conflictos y divisiones... . Habiendo creado este enorme problema que afecta a quienes vendemos mercancía fuera de España -más si algunas son de procedencia catalana (cuya imagen se está dañando de forma terrible)-.
.

.
-----------------------------------------------------
CITAS:
-----------------------------------------------------
(1): PARA TODOS LOS INTERESADOS, PUEDEN CONSULTAR LA SIGUIENTE PÁGINA VIRTUAL DE EL NORTE DE CASTILLA, DONDE VERÁN A ENTREGA FINAL DE PREMIOS.